EL TEMPLO DE DEBOD

El templo de Debod fue donado en 1968 a España por la República Egipcia, en agradecimiento por la ayuda prestada en el salvamento de los templos de Abu Simbel. Entregado para su custodia al Ayuntamiento de Madrid, fue reconstruido e instalado en el solar del antiguo Cuartel de la Montaña, donde se abrió al público en 1972.

Ver ubicación actual del Templo.

Su contrucción se inició hace 2.200 años por el rey Adijalamani de Meroe, quién levantó una pequeña capilla, dedicada a Amón en la localidad nubia de Debod, al sur de Egipto. Posteriormente, faraones de la dinastía ptolemaica y los emperadores romanos Augusto y Tiberio engrandecieron y decoraron el edificio originario, hasta darle su aspecto actual.

El Templo estaba dedicado al culto de los dioses Amón e Isis, cuyas imágenes se repiten en los relieves del templo. El edificio está constituido por dos plantas en las que se suceden distintas salas, destacando algunas por sus paredes decoradas con relieves (Capilla de Adijalamani o el Vestívulo) o la capilla donde se guarda la naos, sagrario de piedra que contenía la estatua del dios.

Nota: Texto extraido del folleto editado por el Ayuntamiento de Madrid